Orientación “El Palmar”

El_Palmar_(València)No voy a colgar el mapa, porque el recorrido permanece abierto hasta el miércoles que viene.

Cuando se habla de “El Palmar” a todos nos viene a la mente la excelente gastronomía que podemos degustar en cualquiera de sus restaurantes, a mí concretamente siempre me ha gustado mucho “El Canyamel”, y cuando la ocasión lo requiere y la economía también, es el lugar de mi reserva. No diré que es el único en el que he estado, porque estaría mintiendo, pero el “all i pebre” que cocinan allí, está que se sale, y sino probarlo.

Pues ademas de gastronomía, resulta que también podemos practicar orientación, porque resulta que tanto el pueblo como sus alrededores, estan cartografiados, y por el mismo canal de la fotografía que he subido, he estado hoy corre que te corre, por toda la zona.

Voy a agradecer a José Barberá la paciencia que ha tenido al esperarme, en lo que  ha acabado convertiéndose en una prueba nocturna en mis últimos controles, y es que mas deprisa no podía correr, porque hoy correr he corrido, de hecho, salvo un tramo de 300 mts en los que me la he jugado por el borde de una canal, el resto del recorrido, lo he hecho corriendo, sin prisa pero sin pausa, que es de la manera que ultimamente funciono. Y también sin agua, porque salí del trabajo con sed, llegué al Palmar con sed, y salí de allí con sed, y eso que tenía un control ubicado en una fuente.

También he salido sin calentar, y he llegado sin estirar, pero el sol cuando dice de esconderse, o te espabilas o te comes una prueba nocturna.

Iba buscando físico, y el mapa ha sido físico, poco desnivel, pero zonas muy aptas para correr a gusto y leer mapa cómodamente sin tener que tropezarte con ninguna raíz. El mapa ha pecado “sosamente” de estar cartografiado en toda su zona exterior con el símbolo 211 que yo uso para delimitar los campos de almendros, cuando realmente el símbolo necesario era el 309 “zona pantanosa impasable”, pues los campos estaban anegados de agua no sólo por lo llovido esta semana, sino porque tenían las acequias abiertas, y los arrozales son un auténtico lodazal cuando son anegados por tanta agua.

Hubiera sido bueno también usar este símbolo, para familiarizar a las Damas Infantil que han acudido al entrenamiento, pues aunque en España estas zonas son inusuales, en los mapas nórdicos, es un símbolo muy corriente.

arrozal

Esta es la imagen real, de lo que me he encontrado por doquier, a izquierda y derecha durante kilómetros, quizá un poquito menos de agua, pero impasable total.

El “clímax” del entrenamiento me llegó entre el control 9 y 10 del recorrido que no pienso describir, para que el quiera disfrutarlo, venga y lo pruebe.

Sólo digo una cosa: espectacular, y luego he repetido a la inversa, porque la elección de ruta me empujaba hacia la espectacular vista que he podido presenciar, y encima con el rojizo del atardecer de fondo.

Tarde muy bien aprovechada, mas de una hora corriendo, respirando el olor fresco de los arrozales, absorviendo el ruidoso silencio de la albufera y disfrutando de unas vistas, que no tienen ni tan siquiera los compañeros de Navalcán.

Este deporte, dispensa una serie de atractivos, que unidos a su riqueza educativa, atrapa cada día más.

http://coccvalencia.blogspot.com.es/2015/09/entreno-en-el-palmar.html